Cuidado facial

¿Podemos utilizar cosméticos con Vitamina C en verano?

Vitamina C Protección Solar

 

El poder antioxidante de la Vitamina C

La vitamina C es un potente antioxidante e iluminador de la piel. Esto, sumado a que favorece la aceleración del proceso de renovación celular de la epidermis, da lugar a un producto de necesaria aplicación, especialmente cuando nos enfrentamos a un potente agente fotoenvejecedor y generador de radicales libres como es el sol.

La acción de la vitamina C estará muy ligada a su nivel de oxidación. Si tu vitamina C está de color amarillo, amarillo-marrón, quiere decir que se ha oxidado y no es que no te la puedas poner, pero su eficacia será muy baja. Es por eso que muchas marcas cosméticas optan por otras formas más estables del ácido ascórbico que, por contra, tienen una eficacia menor que el ácido ascórbico. Por eso será importante saber leer el INCI que aparece en el etiquetado de tu vitamina C.

Para entender mejor la acción de la vitamina C, debemos explicar  qué son los radicales libres y los antioxidantes.

Radicales y Antioxidantes

Los radicales libres son elementos altamente inestables y reactivos que necesitan captar electrones para ganar estabilidad. Para lograr esa estabilidad, atacan a la molécula que tienen más cerca y le roban el electrón. A partir de ese momento comienza un proceso en cadena que es conocido como la oxidación.

Un antioxidante es por definición, un compuesto con capacidad de donar electrones al radical libre que se encuentra inestable con el fin de prevenir la oxidación de otros compuestos.

Por tanto, la vitamina C como antioxidante que es, es capaz de parar la acción de los radicales libres responsables del fotoenvejecimiento de la piel.

 

¿Cómo utilizar la vitamina C y el protector solar?

Mucho se ha hablado sobre la vitamina C y la fotoprotección solar. El ácido ascórbico es un activo fotosensible, es decir, se inactiva con el sol, pero no es fotosensibilizante, no altera ni afecta a nuestra a piel de cara a la exposición solar, todo lo contrario, le da un plus de protección.

De hecho ahora los dermatólogos le otorgan un nuevo uso a la vitamina C: maximizar la acción de los protectores solares.

Los rayos UV son los máximos responsables de la generación de radicales libres que provocan el fotoenvejecimiento de la piel. Para luchar contra ellos, nada mejor que la vitamina C, un ingrediente que iguala la pigmentación y reduce las finas líneas a través de la estimulación de la producción de colágeno», declara María José Tous.

Por eso, aunque nos apliquemos correctamente el protector, es decir, todos los días cada dos horas, si además lo combinamos con vitamina C, conseguiremos incrementar su efecto.

Por eso, siempre que te pongas vitamina C por la mañana es fundamental que la unas a un protector solar con alto factor de protección, para así mejorar su estabilidad frente a la luz solar.

 

Consejos para utilizar Vitamina C en Verano

Los dermatólogos y especialistas en estética aseguran que, para que la vitamina C ejerza todas sus funciones, debe aplicarse antes que el protector solar y también después de la exposición solar. En este sentido, lo mejor es utilizar vitamina C concentrada y estabilizada como la que se encuentra en C-OX Stabilized vitamin C, de Laboratorios Kosei.

Es verdad que no todos los derivados estabilizados de vitamina C son iguales, en nuestro caso, utilizamos un ácido ascórbico estabilizado (ácido 3-o-etil-1-ascórbico) se sabe que tiene una actividad igual a la de la vitamina C pura, con la ventaja de ser más estable en el tiempo frente a la oxidación.

Pero aplicar un aporte extra de vitamina C no justifica que se relaje la exigencia y rigurosidad con la que debemos elegir el protector solar. Éste debe tener un alto factor de protección, o al menos uno adaptado a las necesidades de cada tipo de piel, y que además tenga efecto anti-edad, como puede ser cualquiera de los productos que forman parte de la gama Heliokos de Kosei, diseñados para la proteger las pieles sensibles de los efectos dañinos del sol.

Al parecer, los expertos explican que la razón por la que no se recomendaba vitamina C en forma de ácido ascórbico para el rostro en verano era porque normalmente se utilizaba a un pH ácido para su formulación (para poder estabilizar la vitamina C) y precisamente esa acidez (que suele estar en torno al 3,5) era la que ejercía un ligero efecto exfoliante en la piel. De ahí que el uso de estos productos no se viera apropiado para una exposición al sol. Por eso en verano sería más adecuado la utilización de productos derivados del ácido ascórbico que no requieren un pH tan alto. Nuestra vitamina C se encuentra en un pH de 4 y no genera irritación sobre la piel, por lo que es ideal para utilizar durante el verano.

 

 

¿Ocasiona realmente manchas en la piel?

Los cosméticos con vitamina C no manchan la piel, pero sí pueden ensuciarla, sobre todo los que contienen ácido ascórbico puro a altas concentraciones. Esto es debido a que el ácido ascórbico se oxida muy fácilmente y puede llegar a transformarse en otra molécula denominada eritrulosa, que es uno de los ingredientes que se pueden encontrar en las lociones de bronceado sin sol, por eso puede dar una coloración marrón a la piel, y más frecuentemente a los poros e incluso a las manos. Por eso se recomienda el lavado de manos y la exfoliación semanal de la piel, para evitar ese acúmulo de manchas.

La vitamina C funciona como activo despigmentante ya que inhibe a la tirosinasa, una enzima fundamental del proceso de pigmentación de la piel.

 

 

Otras formas de utilizar vitamina C

Pese a la importancia que este nutriente tiene sobre la piel, lo cierto es que la razón por la que se debe utilizar vitamina C no solo se reduce a la salud dérmica, sino también a todas sus beneficiosas propiedades para el resto del organismo: contribuir al sistema inmune, favorecer la visión, ayudar a asimilar el hierro o regular la presión sanguínea son solo algunos de sus beneficios. Y todos ellos justifican ese aporte extra de vitamina C que tanto dermatólogos como médicos recomiendan.

Este aporte extra puede venir a través de complementos alimenticios y, sobre todo, siguiendo una alimentación sana y saludable, donde deben prevalecer los siguientes alimentos ricos en vitamina C:

  • Hierbas como el perejil y el cilantro
  • Verduras como el brócoli, la coliflor o la col rizada
  • Hortalizas como los pimientos
  • Frutas como las fresas, los kiwis, las naranjas, los limones y las papayas

 

 

Me gustaría leer tus comentarios abajo y si te ha gustado, suscríbete para no perderte nuestro próximo post.

8 thoughts on “¿Podemos utilizar cosméticos con Vitamina C en verano?

  1. María Deniz dice:

    Muy buen artículo.

    1. kosei dice:

      Gracias María, nos alegramos que te haya parecido interesante nuestro artículo. Un saludo

  2. Susana dice:

    Me encanta este artículo sobre la vitamina C junto con el fotoprotector vivan los cítricos!!

    1. kosei dice:

      Muchas Gracias !!!

  3. Susana dice:

    La gran VITAMINA C… Es muy importante para nuestra salud❤️ nuestra piel y nuestro organismo la necesitan diariamente.
    Un artículo para reflexionar de la importancia del cuidado y sobre todo protección de nuestra piel a la exposición solar.
    Yo desde luego me protejo en mi trabajo del campo con vuestra línea Heliokos y estoy encantada

    1. kosei dice:

      Nos encanta saberlo Susana. ¡Gracias por confiar en HELIOKOS !

  4. Myla dice:

    Muy buen post
    Lo pondré en práctica
    https://dreamsatfifty.com

    1. kosei dice:

      ¡Genial! Ya nos contarás los beneficios que consigas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Artículos relacionados