Cuidado de la piel, Cuidado facial, Prevención y consejos

Vitamina D y protección solar después del confinamiento

Vitamina D

¿Cuántas veces has escuchado eso de que para verse guapa por fuera hay que cuidarse también por dentro? Seguro que a lo largo de este confinamiento lo has oido en más de una ocasión. Llevamos tiempo sin ver el sol y nuestro organismo ya lo ha notado. Ahora que el buen tiempo ha llegado, es momento de nutrirnos de ese 90% de vitamina D que este astro nos presta. Es importante saber que la vitamina D es liposoluble y se acumula, por lo que podríamos aprovechar estos días para almacenarla como las hormiguitas. Ya sea en nuestros paseos diarios, en nuestras salidas para hacer running o través de la ventana de nuestras casas. Ahora bien, no podemos exponernos al sol a la ligera. La protección solar de uso tópico es en este sentido tan importante como la protección solar oral. A continuación te contamos más detalles.

¿Cómo sintetizamos la Vitamina D?

Para empezar, tenemos que tener claro que la síntesis de vitamina D depende de muchos factores. Los principales son:

  • La latitud: a mayor latitud necesitaremos mayor exposición a la radiación solar.
  • La estación del año: en  los meses de invierno casi tendremos que multiplicar por cuatro la exposición al sol para obtener unos niveles de vitamina D saludables.
  • La hora del día: el sol “que vale” para la vitamina D es el de las horas centrales, esas que decimos que son las más peligrosas.

¿Cuál es el tiempo recomendable de exposición al sol para conseguir la dosis de vitamina D?

En general, podríamos asegurar que para conseguir la dosis saludable de vitamina D basta con exponer al sol piernas y brazos durante unos 15 minutos sin protección cada dos o tres días. Sin embargo, hay otro factor determinante y es el de la pigmentación de nuestra propia piel. Las personas que la tienen más oscura sintetizan peor la vitamina D. Es por eso que una persona de piel oscura necesitará más tiempo de exposición al sol para disponer de la misma cantidad de vitamina D que una persona de piel clara. Lo mismo ocurre a medida que nos vamos poniendo morenos.

¿Qué partes del cuerpo debemos proteger del sol?

Sin embargo, en todos los casos se recomienda utilizar protección solar en todo el cuerpo y, en especial, en el rostro para prevenir el fotoenvejecimiento. Recuerda que la cara y las manos son las zonas más expuestas. Las que, con el paso del tiempo, revelan nuestra edad.  Así, es fundamental una protección IN + OUT.

Protección solar OUT

Como te adelantábamos al comienzo, la protección solar completa es una protección IN + OUT. Respecto a la segunda, lo más adecuado sería ponernos la protección solar cuando vayamos a exponernos al sol.

¿Cuándo ponernos la protección solar OUT?

Maria José Tous, farmacéutica, especialista en cosmética y dermofarmacia y formuladora de productos cosméticos en Laboratorios Kosei, afirma que “ponernos la crema en casa, puede estar bien si lo queremos hacer de forma más relajada” pero advierte de que “al ponernos la ropa para salir, el roce de esta hará que parte del producto se pierda”. Consecuentemente, estaremos menos protegidos frente a la radiación solar, pues, como recuerda la experta, “la protección solar es dependiente de la cantidad de producto aplicada”. Por esta misma razón, debemos repetir la aplicación de la crema de protección solar cada cierto tiempo. Podremos dejar pasar más o menos horas en función del factor de protección utilizado. “Si utilizamos un factor de protección elevado (más de un FP 30) sería conveniente reaplicar a las dos horas, dos horas y media”, explica Tous. Además recuerda que después de un baño, tanto en agua dulce como en agua salada, deberemos ponernos la crema de nuevo.

Vitamina D

Vitamina D

¿Cuántas veces se recomienda aplicar la fotoprotección?

¡Pero, ojo! ¡Hay otra cuestión interesante! El número de veces que  nos pongamos crema va a depender también de la hora del día a la que nos expongamos al sol.  “En las horas centrales, de 12:00 a 16:00 horas, debemos tener más precaución, ya que es el momento en que la radiación UVB es más potente”, explica la farmacéutica.

Protección solar oral (IN)

El uso de protección solar oral (en cápsulas) no es tan extendido pero cada vez tenemos más clara su importancia. Sabemos que proteger nuestra piel únicamente de forma externa puede ser insuficiente pero, por otro lado, somos conscientes de que tomar cápsulas fotoprotectoras no implica que podamos exponernos al sol de forma indiscriminada ni que abandonemos nuestra crema de protección solar.

Ventajas de la protección solar oral (IN)

Así, las cápsulas fotoprotectoras deben ser entendidas como un complemento que nos ayude a mejorar la tolerancia al sol, así como a prevenir las quemaduras, las manchas en la piel, las reacciones alérgicas al sol y el fotoenvejecimiento. Conviene apuntar que no hay datos sobre la seguridad del consumo de cápsulas fotoprotectoras en el embarazo ni en la lactancia, por lo que se recomienda no tomarlas durante estos periodos. Si no te encuentras en ninguno de ellos, combinar una protección solar como Protector solar 50 Heliokos fluido extremo invisible con Heliokos cápsulas antiox intensivo puede ser una estupenda idea. 

Vitamina D

Vitamina D

Tratamiento recomendado para protegerte del sol

Protector solar 50 Heliokos fluido extremo invisible te protege eficazmente de las radiaciones UV sin crear efecto máscara y dejando tu piel suave y aterciopelada. Por su lado, Heliokos cápsulas antiox intensivo protege y activa los mecanismos de defensa naturales de la piel, además de frenar el envejecimiento prematuro de la piel al inhibir los radicales libres. También aumenta la resistencia de la piel ante la agresión de la radiación solar, consiguiendo triplicar la resistencia frente a la exposición solar y disminuyendo la aparición del eritema o, lo que es lo mismo, rojez. Además, las cápsulas reparan y protegen el ADN celular previniendo la aparición del cáncer cutáneo. ¿Qué más podemos pedir? ¿Lista para un bronceado bonito, uniforme, saludable y seguro?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Artículos relacionados